24.9.12

Zzzzz...

Todos los lunes, mi primer pensamiento en el momento de abrir los ojos a horas indecentes de la tardía madrugada es el mismo: "¿Cuándo voy a volver a dormir?" y es entonces cuando mi cabeza empieza a calcular cuándo podré volver a echar una cabezadita por corta que sea. Barajo todas las posibilidades, desde encerrarme en algún lugar recóndito en la oficina, bajarme al coche a la hora de comer, acostarme sin cenar y antes de que anochezca...

Y ningún día lo he cumplido... maldito cerebro.

1 comentario:

Negrevernis dijo...

Jejeje... Pensaba que esto sólo me pasaba a mí...