8.2.12

Chocolat

La semana pasada viajé a las Galias y descubrí una costumbre muy dulce y que en estos momento de frío polar viene muy bien, aquí lo normal cuando uno entra a un bar si tiene frío, es pedirse un café, pero cuando uno lleva todo el día muerto de frío, no es plan de tomar café tras café, así que descubrí la palabra mágica: "Chocolat"

Ni más ni menos que un chocolate a la taza calentito, y yo que soy muy de adoptar costumbres europeas, me he apuntado a esta, así que ahora rara es la tarde en la que no cae una taza de chocolate, con lo cual, veo que mi europeismo y mi cintura van a aumentar en breve, lo veo venir.


No hay comentarios: