11.7.11

Amabilidad

En el último fin de semana ya me ha pasado dos veces, llegas a una tienda de ropa y resulta que hay un dependiente que se te acerca y te da los buenos días, y te dice que si necesitas cualquier cosa o alguna talla no dudes en pedírsela, que él te la busca y te ayuda, y luego te pregunta si te queda bien, y al final, cuando te vas, te despide amablemente y te dice que pases una buena tarde... y lo triste es que uno se extrañe de estas cosas ¿no?

No hay comentarios: