19.2.10

Fallo de diseño

El cuerpo humano es estúpido. No es que lo diga yo, es que a poco que se preste atención, se ve que lo que unos piensan que es una "máquina perfecta", no es más que un montón de chapuzas juntas. Que la cosa más o menos funciona, no digo que no, pero hay carencias, o por lo menos falta de actualizaciones, porque cualquier ordenador o teléfono saca cada poco tiempo alguna mejora, pero ¿nosotros qué hacemos? nada, seguimos iguales desde hace siglos, como mucho nos limitamos a crecer ¡qué útil!. Si el cuerpo humano lo hubiesen diseñado los de apple, tendríamos pantalla táctil, carcasa de aluminio y nos cambiarían por completo cada año.

La mayoría de los fallos vienen de herencias de nuestro pasado depredador, cuando el hombre era una fiera y se codeaba con lobos, leones, tigres, elefantes... (que digo yo, que como no viviesemos todos en un zoo, la cosa estaba complicada para tener todo eso a la puerta de casa). Ahí el cuerpo se desarrolló para estar siempre alerta y no acabar siendo la merienda de un gran felino. Y es por culpa de eso, que tenemos que sufrir ahora uno de los mayores fallos de diseño de la historia: Los oídos que no se pueden apagar.

Porque tu te compras cualquier aparato de audio/video, y viene con un botón de volumen e incluso uno de "mute", por si acaso no quieres escuchar algo, pero lo lógico sería que eso estuviera instalado en nuestras orejas, así nadie se quejaría por la música alta, por el ruido de los vecinos... ¿que llega la hora de dormir? te pones el "mute" y ya pueden los de arriba celebrar el concurso internacional de claqué, que tu dormirías como un bendito.

Si es que estamos muy mal hechos...

1 comentario:

Nayuribe dijo...

Y nos falta la visión nocturna... cuanto nos ahorraríamos en electricidad... jaja